COMENZAMOS DE NUEVO

Written by Diego y Miguel Almazán on . Posted in Blog

En la última entrada al blog os hablaba sobre la parada invernal y su importancia, todos necesitamos un momento de relax, un descanso, y el olivo no es menos. Bien, mientras esto ocurre nosotros ya estamos comenzando de nuevo los trabajos y preparativos para una nueva cosecha, el objetivo, Olivar de Plata 2016/17.

El primero es la poda, la elección de las mejores ramas del olivo, con el objetivo siempre en mente de obtener luego la mejor aceituna posible. Buscamos por tanto el acomodo de las ramas de forma que ni sean demasiadas ni pocas, para que el sol penetre madurando el fruto, y también el aire oxigenando. Muchas ramas obligarían al olivo al sustento de mucha masa foliar, pocas o escasas ramas lo que produciría que el olivo se solease demasiado, esto desde el punto de vista de la hoja del olivo. En el caso del fruto, un olivo con demasiadas ramas y por tanto mucho fruto es muy probable que sufriese para sacar tanta cosecha adelante, y luego esta aceituna sería pequeña, con poca pulpa. Al molturarla, al triturarla, trituraríamos muchos más huesos que pulpa de aceituna, y el aceite no sería el mejor. En el caso contrario, pocas ramas, y por tanto poco fruto.

Voy a intentar esta campaña incorporar los máximos vídeos posibles, en vez de fotos, porque lo que para mi resulta natural, cotidiano, para muchos otros es algo completamente extraño, y creo que en vídeo será más ameno y mucho mejor explicativo.

Aparejados a la poda hay dos trabajos más, uno es la retirada de la leña que nosotros usamos para la calefacción de nuestros hogares, y que no tiene mucho que ver con nuestro aceite. Nosotros solemos llevar a la poda un remolque enganchado al todoterreno para traer a casa la leña que hemos cortado en el día, porque, aunque no os lo creáis, es algo codiciado aquí, hasta el punto de ser robada a menudo. El otro trabajo es la destrucción de las ramas que cortamos del olivo. Antiguamente, aunque ahora hay quien lo sigue haciendo, el método era sencillo, una hoguera en la que se quemaban dichas ramas. El sistema más utilizado ahora, que nosotros llevamos años usando, es el triturado de los restos de poda para dejarlos en el suelo como aporte de materia orgánica.

Tengo que contaros también que ya hay empresas que trituran y se llevan los restos de poda para usarlos en la producción de energía eléctrica, aunque esto todavía está muy limitado y se produce sobre todo en fincas muy grandes y cercanas a las plantas de producción, por el elevado coste del transporte, pues la materia prima es gratis.

Diego y Miguel Almazán

Licencia Creative Commons
Blog Olivar de Plata por Aceites Alba se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 3.0 Unported Condiciones de la licencia.

opiniones por weeComments

© Aceites Alba C.B. | comercial@olivardeplata.com | www.olivardeplata.com
| Avisos Legales  Powered by WordPress  |  Diseño adaptado por ICStudio

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies